La Alpujarra

La Alpujarra se encuentra situada en Andalucía Oriental, entre las provincias de Almería y Granada. Ocupa una extensión de terreno aproximada de 2.600 Km2. Es una Comarca Natural, de muy marcada personalidad, delimitada al Norte por Sierra Nevada con las cumbres más elevadas de la península Ibérica y al Sur con el Mar Mediterráneo. Es un terreno formado por grandes montañas, barrancos rápidos, ramblas umbrías y paisajes maravillosos. En La Alpujarra se dan unas condiciones climáticas muy características ya que se pasa del frío de la nieve al cálido clima mediterráneo en muy pocos kilómetros. Por otro lado, su flora es muy rica contando con bosques naturales de encinas milenarias, bosques de pinos, castaños y frondosas alamedas. Como consecuencia de la amplia variedad de paisajes, fauna y flora que contiene, gran parte de su territorio está incluido en los Parques Nacional y Natural de Sierra Nevada.


Antecedentes históricos

El origen del termino "Alpujarra" se sitúa en el árabe. Algunas teorías hablan que su origen podría estar en la palabra "Albuxarra" que significa "Alba Sierra", o bien en el vocablo "Albuxarrat" que significa "Montes Altos". Por aquí han pasado multitud de civilizaciones desde los romanos hasta los árabes antes de la definitiva Conquista Castellana. Aunque los primeros colonizadores propiamente dichos fueron una serie de familias venidas del lejano Yemen a finales del Siglo VIII.

Arquitectura

Si algo llama la atención de las construcciones de La Alpujarra es ver sus pueblos blancos "colgados" de los bordes de los barrancos desafiando a la gravedad. En cualquiera de sus pueblos, podemos ver sus callejuelas estrechas y con empinadas cuestas que dan muestra de su pasado morisco. Son típicos de las construcciones sus tejados planos y de color grisáceo, este color se debe al uso de un material aislante natural, llamado launa. También es típico sus chimeneas blancas de yeso, que se cierran con piedras de pizarra y que tienen forma de "sombrero".


 
Gastronomía

La Gastronomía Alpujarreña es muy rica y tiene su fundamento en sus orígenes moriscos, así que si vienes por aquí te recomendamos que pruebes: las migas, el plato alpujarreño compuesto por: huevos fritos, patatas a lo pobre, morcilla, lomo y longaniza, el lomo de orza, el jamón de Trevélez, los quesos de la tierra,..., y todo ello acompañado con los vinos de Laujar y de la Contraviesa.




La Alpujarra un lugar para desconectar y relajarse